2 2659 3050

Lun - Jue: 9:00 a 19:00 hrs
Viernes: 9:00 a 17:00 hrs

600 5719 300

Primera consulta gratis

+569 4252 8377

Escríbenos por WhatsApp

2 2659 3050

Lun - Jue: 9:00 a 19:00 hrs
Viernes: 9:00 a 17:00 hrs

600 5719 300

Primera consulta gratis

+569 4252 8377

Escríbenos por WhatsApp

Lo que debe saber si piensa en refinanciar su hipotecario

El Banco Central anunció la baja de la tasa de interés a 2 %, lo que implica que el costo de endeudarse y pedir un crédito es menor.

A pesar de esta baja en la tasa, pensar en adquirir una vivienda resulta cada vez más difícil por el alto valor de las propiedades. Un informe de la Cámara Chilena de la Construcción (CChC) sobre acceso a la vivienda indica que el precio de las viviendas ha aumentado 67,8% entre 2011 y 2019. Además, en el documento se señala que Santiago es una de las ciudades del mundo donde comprar una vivienda es “severamente no alcanzable”.

Pero no hay que desanimarse, ya que el anuncio del Banco Central puede ser positivo para quienes ya tienen una vivienda y están pagando su crédito hipotecario. “Este es un préstamo a largo plazo que otorga una institución financiera, con el objeto de financiar la adquisición, construcción, ampliación o reparación de un inmueble”, explica Ricardo Ibáñez, abogado y fundador de Defensadeudores.cl

El abogado recalca que hoy podría evaluar la alternativa de refinanciar el crédito: “Es una buena oportunidad si estás en el rango de entre los cinco o siete años de pago del crédito. Las tasas están históricamente más bajas y puede significar un ahorro. Se puede negociar para que baje el dividendo mensual o reducir los años en que se terminará de pagar el crédito

¿Qué implica este procedimiento? 

Es volver a financiar el crédito solicitado inicialmente para mejorar las condiciones de pago y disminuir la deuda hipotecaria. Se puede optar por obtener una tasa de interés más baja, disminuir el dividendo mensual o reducir el número de años en que se pagará el crédito.

Hay que tener claro que las condiciones que ofrezca la entidad bancaria dependerán de la evaluación que se haga del cliente y de factores, como el número de UF de su hipotecario, su renta mensual y los años en que fue tomado su crédito inicial. Se debe considerar que las entidades bancarias exigen un monto mínimo a solicitar.

Los bancos cuentan con un sistema de preaprobación vía online, que podría simplificar el proceso y la recomendación es tomarse el tiempo para cotizar, ya que un error que se suele cometer es aceptar las condiciones de su propio banco, sin preguntar ni analizar las opciones que entregan otras entidades. Una buena estrategia es visitar diferentes lugares con la simulación de refinanciamiento en mano para que el banco busque mejorar la propuesta de la competencia.

Por otro lado, hay que considerar que existen costos asociados al decidir refinanciar, como la tasación de la propiedad y los gastos operacionales del banco, suma que puede llegar a cerca de 500 mil pesos.

El proyecto

Aunque este mes ingresó al Congreso el proyecto de Ley de Portabilidad Financiera, al que el gobierno le puso suma urgencia, que busca facilitar el cambio de un proveedor financiero a otro y también reducir los costos asociados, por ejemplo, al refinanciamiento de un crédito.

El proyecto establece, además, que los costos de conservadores y notarios serán aquellos que correspondan a “modificaciones de contratos”, eliminando el respectivo recargo que hoy se aplica sobre el monto del crédito.