2 2659 3050

Lun - Vier: 9:00 a 19:00 hrs
Viernes: 9:00 a 17:00 hrs

600 5719 300

Primera consulta gratis

+569 4252 8377

Escríbenos por WhatsApp

2 2659 3050

Lun - Jue: 9:00 a 19:00 hrs
Viernes: 9:00 a 17:00 hrs

600 5719 300

Primera consulta gratis

+569 4252 8377

Escríbenos por WhatsApp

Ley de arriendos: ¿Qué se busca cambiar?

El Presidente Sebastián Piñera firmó el lunes un proyecto para modificar la actual Ley de arriendos. La iniciativa busca establecer procedimientos  más cortos y expeditos en caso de que arrendador o arrendatario se vean enfrentados en un juicio.

Se estima que cada año se registran 20 mil juicios entre arrendatarios y arrendadores, procesos que demoran en promedio ocho meses, indica el gobierno en su sitio web.

“Me parece una buena medida si es que la normativa y el procedimiento que se establezca efectivamente logre reducir los plazos de tramitación de este tipo de juicios. La ley 18.101, que es la que establece el procedimiento de predios urbanos, ya ha sido modificada anteriormente, debido a que los procesos judiciales tomaban mucho tiempo”, comenta el abogado y gerente general de Grupo Defensa Mario Espinosa.

El especialista explica que antes de que se realizara una modificación a la normativa, en el 2003, los procesos podían tardar hasta más de un año.

Sus objetivos

El proyecto busca lograr que se agilice la restitución del inmueble a su dueño en el caso de arrendatarios morosos. Además, acelerar la notificación de las demandas de arrendamiento.

Otro objetivo es facilitar el procedimiento para que las deudas por servicios básicos queden asociadas a los arrendatarios que no cumplieron con su pago y así evitar que los dueños de una propiedad deban asumir esas deudas.

Los cambios también buscan resguardar a los arrendatarios, ya que las garantías en los contratos de arrendamiento no podrán ser superior a dos rentas mensuales y deberán ser devueltas dentro de los 60 días a partir de la restitución del inmueble. En caso de realizar descuentos en la devolución se debe justificar y documentar por qué se aplican.

“Está bien que se establezca un plazo, pero en la mayoría de los contratos de arriendo incluso se generan plazos inferiores a esos 60 días. El tema es cómo exijo que se cumpla. Como arrendatario si mi a arrendador no me entrega el mes de garantía, necesariamente voy a tener que iniciar un juicio, por ende, no creo que pueda tener mucha efectividad”.

También, se prohíbe el subarriendo, salvo que quede estipulado específicamente en el contrato de arrendamiento.

No saber qué pedir

Espinosa también manifiesta su preocupación por unos de los cambios que traería el proyecto de ley: “Lo que no me parece y encuentro que es preocupante es que se permita la comparecencia personal de las personas, de las partes en un juicio, donde la renta sea inferior a ocho UTM: alrededor de 400 mil pesos. En general todos aquellos proyectos o modificaciones legales que amplían la posibilidad de que las personas comparezcan solas, sin necesidad de la representación de un abogado, han resultado mal y han tenido que corregirse”.

El especialista señala que las personas al no tener la asesoría de una especialista podrían tomar decisiones equivocadas si no conocen bien sus derechos y qué pueden solicitar, lo que podría ocasionarles un perjuicio.

Endeudamiento

En muchos casos al no contar con el ingreso por propiedad puesta en arriendo, los dueños enfrentan dificultades económicas. Incluso, cuando logran recuperar el inmueble terminan asumiendo numerosas deudas dejadas por sus arrendatarios.

Por eso es importante, tomar resguardos, siempre firmar un contrato de arrendamiento y tomarse el tiempo para buscar al candidato ideal.